Menu

Accidente nuclear de Fukushima, Japón

Escala INES: Tipos de accidentes nucleares

Escala INES: Tipos de accidentes nucleares

La escala INES es un instrumento para cuantificar la gravedad de un suceso nuclear y radiológico (ya sean accidentes o incidentes nucleares). INES son las siglas en inglés de International Nuclear Events Scale (Escala Internacional de Sucesos Nucleares)

La escala de accidentes nucleares INES se utiliza en todo el mundo para informar acerca de la importancia desde el punto de vista de la seguridad en un accidente relacionado con la energía nuclear.

Los sucesos nucleares y radiológicos se pueden clasificar en esta escala en siete niveles. Los sucesos de los niveles 1 a 3 se denominan "incidentes", mientras que en el caso de los niveles 4 a 7 se habla de "accidentes". Cada ascenso de nivel en la escala indica que la gravedad de los sucesos es, aproximadamente, diez veces superior.

Descripción por niveles de la escala INES:

Nivel 7: Accidente grave

El nivel 7 de la escala INES es el nivel máximo al que se puede clasificar un suceso. 

Una clasificación de nivel 7 implica la liberación grave de materiales radiactivos con amplios efectos en la salud y el medio ambiente. Para controlar tal desastre, se necesitan medidas de emergencia de gran alcance. De acuerdo con las normas del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), un accidente en el nivel 7 de INES se clasifica cuando las emisiones totales corresponden a unas pocas decenas de miles de terabecquerel (TBq).

Hasta ahora, se han producido dos accidentes de nivel 7 en dos centrales nucleares:

Nivel 6: Accidente importante

En el caso de un accidente de nivel 6, se libera una cantidad considerable de material radioactivo, y es probable que se implementen las medidas de emergencia planificadas.

Los eventos con nivel 6 tienen consecuencias en aspectos humanos y ambientales porque la cantidad de material radioactivo liberado influye directamente en el entorno de vida.

El accidente nuclear de Mayak, cerca de Kyshtym (Rusia) es el único desastre clasificado con este nivel. El accidente se produjo en una  planta de reprocesamiento de combustible nuclear y se liberaron alrededor de 2·1017 becquerels de radioactividad.

Nivel 5: Accidente con consecuencias de mayor alcance

En el aspecto de las personas y el medio ambiente, un suceso nuclear de nivel 5 implica la liberación limitada de materiales radiactivos, que probablemente requiere la aplicación de algunas de las contramedidas previstas.

En el nivel 5 ya se pueden producir varias defunciones por radiación.

Este tipo de accidentes nucleares implican daños graves en el núcleo del reactor nuclear.

Liberación de grandes cantidades de materiales radiactivos dentro de una instalación, con alta probabilidad de exposición de la población; provocada posiblemente por un incendio o un accidente de criticidad grave.

En la historia se han producido 4 accidentes de nivel 5:

Nivel 4: Accidente con consecuencias de alcance local

Un accidente nuclear de nivel 4 implica la liberación menor de materiales radiactivos, con escasa probabilidad de tener que aplicar las contramedidas previstas, salvo los controles locales de alimentos. También implica al menos una defunción por radiación.

La fusión o el daño al combustible nuclear entraría en este nivel si provoca una liberación superior al 0,1% del inventario del núcleo. También entraría en el nivel 4 la liberación de cantidades considerables de materiales radiactivos dentro de una instalación, con alta probabilidad de importante exposición del público.

Los accidentes nucleares clasificados en el nivel 4 más destacados hasta el momento son los siguientes:

  • Sellafield (Reino Unido) - cinco incidentes desde 1955 hasta 1979.

  • Central de energía experimental SL-1 (Estados Unidos) – 1961

  • Central nuclear de Saint-Laurent (Francia) – 1969.

  • Buenos Aires ( Argentina ) - 1983, accidente de criticidad en el reactor de investigación RA-2

  • Jaslovské Bohunice ( Checoslovaquia ) - 1977.

  • El accidente nuclear de Tokaimura (Japón) – 1999.

  • Mayapuri (India) - 2010.

Nivel 3: Incidente importante

Características principales de los incidentes de nivel 3 de la escala INES:

  • Exposición diez veces superior al límite anual establecido para la exposición de los trabajadores.

  • Efecto no letal de la radiación en la salud (por ejemplo, quemaduras).

  • Tasas de exposición superiores a 1 Sv/h en una zona de operación.

  • Contaminación grave en una zona no prevista en el diseño, con escasa probabilidad de exposición importante del público.

Nivel 2: Incidente

Características principales:

  • Exposición de una persona del público por encima de 10 mSv.

  • Exposición de un trabajador por encima de los límites anuales reglamentarios.

  • Niveles de radiación superiores a 50 mSv/h en una zona de operación.

  • Contaminación importante dentro de una instalación en una zona no prevista en el diseño.

  • Fallos importantes en las disposiciones de seguridad, aunque sin consecuencias reales.

  • Hallazgo de una fuente sellada huérfana, de un dispositivo o de un embalaje para el transporte de radiactividad alta, con indicación de las disposiciones de seguridad, sin que haya habido menoscabo.

  • Embalaje inadecuado de una fuente sellada de alta radiactividad.

Nivel 1: Anomalía

Una anomalía es un incidente nuclear pequeño o muy pequeño. En este nivel sólo el aspecto de defensa en profundidad. Se trata entonces de la exposición de uno o más ciudadanos a dosis de radiación por encima de los límites permitidos.

Una anomalía clasificada en el nivel 1 de la escala INES implica pequeños problemas con los sistemas de seguridad con suficientes sistemas redundantes a la izquierda.

Una anomalía implica:

  • Sobreexposición de una persona por encima de los límites anuales reglamentarios.

  • Problemas menores en componentes de seguridad, con importantes medidas de defensa en profundidad pendientes de aplicación.

  • Pérdida o robo de fuentes radiactivas, de dispositivos o de embalaje para el transporte de actividad baja.

Autor:

Fecha publicación: 12 de diciembre de 2010
Última revisión: 2 de enero de 2022